Cómo destapar, servir y probar el vino

Cómo destapar, servir y probar el vino

¿Cómo servir el vino?
Al servir el vino, se deja caer la bebida hasta un poco antes de la mitad de la copa

¿Cómo servir el vino?
El vino tiene toda una cultura a su alrededor y conocerla requiere de un curso intensivo. Pero al menos, debemos saber cómo destapar, servir y probar esta bebida.

Todos los detalles para servir el vino

El vino tiene toda una cultura a su alrededor y aunque lo tomemos en la mesa diaria, para disfrutarlo realmente podemos tener en cuenta algunos, o todos, los detalles que implica su servicio.

Empecemos por elegir el mejor vino para cada comida, y sigamos por respetar las condiciones de temperatura que requieren para ser servidos, luego podremos ponernos puntillosos:

Cómo destapar el vino

Destapar el vino no es una complicación, pero si se hace con cuidado preserva mejor su calidad. Las botellas se suelen guardar acostadas o en 45 grados. Para destaparla, se coloca en posición vertical y debe moverse lo menos posible, para mantener el decantado de los sedimentos al fondo.

Una vez introducido el sacacorchos, se procederá a quitarlo con suma delicadeza para evitar que se rompa. Si tenemos idea de cuáles son las notas de cata del vino que vamos a tomar, podemos oler el corcho para saber si está en buen estado; si no lo sabemos, lo comprobaremos al probarlo.

Cómo servir el vino

Al servir el vino, debemos hacerlo por la derecha del comensal, sin tocar la copa con el pico ni levantándola de la mesa. La botella se toma firmemente pero sin hacer fuerza, rodeando la etiqueta con la mano, y se coloca el pico a uno o dos centímetros sobre el borde de la copa. Luego, se deja caer la bebida hasta un poco antes de la mitad de la copa, y se levanta para que termine de caer suavemente, sin que se derrame ni una gota sobre la botella.

Leer  Detalles a tener en cuenta a la hora de contratar el servicio de música y luces para un evento

Degustar el vino

Un consejo, para probar el vino antes de servirlo a otros comensales, lo mejor es servirse uno mismo menos de media copa y probarlo… sólo si somos expertos o realmente conocemos cómo catar vinos quedará bien si movemos la copa, la ponemos a trasluz y probamos el vino haciendo algún otro gesto, de lo contrario, para no quedar presumidos y no ponernos en la situación embarazosa de no saber explicar por qué lo hacemos, alcanza con tomar un sorbo y comprobar que no esté pasado y que la temperatura es agradable.

Te gusto esta nota?
Total: 0 - Promedio: 0]

Deja un comentario